Please follow and like us:

Poca participación de locatarios en la marcha a la que convocaron para pedir diálogo y respeto en remodelación del mercado Pino Suárez.

(Sara Amador Vera)

 

 

Con poca asistencia, se llevó a cabo la marcha de locatarios del mercado público “José María Pino Suárez” en la que pidieron diálogo y respeto a sus derechos como comerciantes de ese lugar por más de 50 años.

Aunque la convocatoria era para las 8 y media de la mañana, fue casi a las nueve que un reducido grupo de alrededor de 50 personas entre las que se encontraba la ex diputada federal Ana Lila Ceballos Trujeque salieron del estacionamiento de ese centro de abastecimiento para dirigirse a Palacio de Gobierno pasando por las calles Amado Nervo y Constitución.
Durante el trayecto, los manifestantes que portaban pancartas en las que dejaban de manifiesto algunas preocupaciones por la reubicación temporal gritaban al unísono ¡Locatarios unidos, jamás serán vencidos.
Al llegar a Palacio de Gobierno, el secretario de la unión de abarrotes, Marco Antonio Corzo Olán, dijo que la petición en esta ocasión es tener un diálogo directo con el gobernador Arturo Núñez ya que desde su punto de vista las personas que han enviado para hablarles del proyecto, no han contestado todas sus interrogantes.

“No estamos en contra del nuevo mercado, sino lo que queremos es una plática directa con el Señor Gobernador o con funcionarios que realmente nos expliquen como va el proyecto y a dónde vamos a ir porque la gente que ha ido no nos ha sabido explicar” apuntó.

Corzo Olán dijo que esta fue sólo una muestra de lo que pueden llegar a hacer los locatarios si no tienen las garantías para mudarse al mercado temporal, pues aseguró que entre sus clientes y proveedores pueden hacer una movilización mayor.

Los locatarios nombraron una comisión que entró a Palacio de Gobierno a entregar una solicitud de audiencia con el mandatario estatal y hacer entrega de un documento que incluyen tres puntos: la creación de un fideicomiso en la que se depositen los recursos destinados para la construcción del mercado del gobierno federal y estatal, la firma de una minuta de acuerdo en la que quede asentado que al concluir los trabajos de construcción se respete el número de locales de cada locatario y las dimensiones de éste y una sesión de cabildo pública en la se apruebe la remodelación del mercado en el tiempo prometido, es decir, 18 meses.
El documento fue sellado con el acuse de recibo indicándoles que un lapso de ocho días hábiles se determinará qué dependencia serán canalizadas demandas planteadas en el documento.